欢迎来到野望教育!
当前位置:野望教育 > 热点资讯 > 外语 >  学习资料 |《我们走在大路上》西语版第六集

学习资料 |《我们走在大路上》西语版第六集

发表时间:2019-11-27 18:00:00  来源:野望文存  浏览:次   【】【】【

为大家推荐系列纪录片《我们走在大路上》西语版,想要了解新中国历史的西语表述吗? 点开此篇一起学习吧!


针对不同职业,这份资料的用途也不一样哦。例如,还在读书的同学,可以利用课后时间,拓展历史类的词汇,训练西语作文的书面表达。


工作的小伙伴们可以收藏资料,在以后的交谈中,或是翻译职称考试中,也总会遇到一些历史概念,那个时候,这份学习资料的用途就体现出来啦!

Marchamos por el gran camino


Los A?os de Pasión Ardiente

El Gran Palacio del Pueblo es uno de los monumentos icónicos en la Plaza Tian'anmen.


Su construcción se completó en 1959, en vísperas del décimo aniversario de la fundación de la República Popular China.


Después de seis décadas, aún luce tan elegante como imponente. Se erige en armonía con los edificios y el escenario circundante, lo cual refuerza la espléndida apariencia de la Plaza Tian'anmen.


En agosto de 1958, el Comité Central del Partido Comunista de China propuso construir Diez Grandes Estructuras en Beijing, como símbolos de la Nueva China.


El Gran Palacio del Pueblo fue considerado el más importante de los diez. Sin embargo, faltaban menos de 400 días para conmemorar el décimo aniversario de la República Popular.


El desafío que suponía completar las diez grandes estructuras en tan poco tiempo era enorme.


La magnitud del desafío es evidente, cuando se hace una comparación con otros edificios famosos del mundo completados alrededor de la misma época.


La Sede de la Organización de las Naciones Unidas en Nueva York fue construida en 7 a?os. La Casa de la ?pera de Sidney, cuya construcción comenzó un a?o después de las diez grandes estructuras , tardó 14 a?os en completarse.


La capacidad para movilizar cuantiosos recursos para grandes proyectos es una fortaleza única del socialismo.


Treinta y tres destacados arquitectos de 17 provincias y municipios se reunieron en Beijing.


Más de 10.000 constructores participaron en los trabajos de construcción.


Cientos de miles de voluntarios también se embarcaron hacia los sitios de construcción.


A través de su sabiduría, esfuerzos y patriotismo, el pueblo chino consiguió un milagro en los anales de la arquitectura mundial.


Viendo estos rostros sonrientes y llenos de firmeza y pasión, hasta el día de hoy, aún nos sentimos conmovidos profundamente por esos a?os de pasión ardiente. 

El sistema fundamental del socialismo fue establecido en la tierra de China, que contaba con una población de más de 600 millones de personas. Este fue un acontecimiento que marcó una época y que inspiró una pasión y un entusiasmo sin precedentes.


El petróleo es la sangre de la industria. 


El rápido desarrollo de la industria dela Nueva China creó una urgente demanda de petróleo.


Las fuerzas occidentales que continuaban imponiendo bloqueos económicos a China afirmaron que China era un país donde escaseaba el petróleo, por lo que el desarrollo de la industria seguramente quedaría estrangulado por esta energía.


Sin embargo, los chinos no creían en esa mentira.


Grupos de geólogos y jóvenes prospectores cruzaron vastas tierras baldías y recorrieron monta?as y ríos en busca de petróleo.


El geólogo Li Siguang, que había regresado a China desde el extranjero en 1950, recibió el cargo de ministro de Geología.


Junto a Pan Zhongxiang, Li Siguang desarrolló una teoría para la exploración petrolera en tierra firme. Ambos propusieron centrarse en la cuenca de Qaidam, la cuenca de Sichuan y las llanuras del norte y el noreste de China para hallar los posibles yacimientos.


A finales de septiembre de 1959, un equipo de prospección perforó el primer pozo petrolero con grandes potencialidades en la llanura del noreste de China, ubicada en el distrito de Zhaozhou, en la provincia de Heilongjiang.


Ocurrió en vísperas del décimo aniversario de la fundación de la República Popular China. El yacimiento de petróleo recibió el nombre de Daqing, que significa gran celebración.


En 1960, el Comité Central del PCCh aprobó un plan urgente para movilizar a 40.000 personas para que participaran en lo que se denominó como la Batalla Petrolera de Daqing.


Las condiciones en las que trabajaban eran muy duras.


Carecían del equipamiento adecuado y las carreteras tenían una pobre terminación. Se enfrentaron además a una severa escasez de agua y energía eléctrica. La propia supervivencia de las decenas de miles de personas que acudieron se convirtió en un importante problema.

Wang Jinxi fue el líder del equipo de perforación No. 1205 y conocido como "Hombre de Hierro". Gracias a su espíritu indomable y su arduo trabajo, su nombre estaba estrechamente vinculado con la Batalla Petrolera de Daqing.


Ante la falta de medios de transporte, Wang Jinxi y su equipo dependían de su propia mano de obra para transportar más de 60 toneladas de equipos de perforación hasta el yacimiento.


Sin embargo, una acumulación de presión subterránea provocó un estallido cuando se habían alcanzado los 700 metros de profundidad en el segundo pozo de petróleo.


Wang Jinxi tomó la iniciativa y saltó al estanque de cemento extremadamente alcalino, revolviendo la pasta de cemento con su propio cuerpo, logrando detener el reventón.


Después de tres a?os de arduos esfuerzos, en 1963, el campo petrolero de Daqing produjo 4,393 millones de toneladas de petróleo crudo, lo que representó el 67,3% del volumen de producción total de petróleo crudo del país.


El 2 de diciembre de 1963, en el marco de la cuarta sesión de la segunda Asamblea Popular Nacional, Zhou Enlai hizo un anuncio muy significativo: "China puede ahora autoabastecerse de petróleo".


En enero de 1964, Mao Zedong pidió a todo el sector industrial de China "aprender del ejemplo de Daqing".


Daqing se convirtió en un modelo industrial en la República Popular China.


En esos a?os en que ardía la pasión, en el vasto campo de la Nueva China, se produjeron al mismo tiempo grandes e increíbles milagros.


En medio de los ruidosos trabajos de perforación y voladura, el pensamiento del pueblo se concentraba en el distrito de Linxian, en la provincia de Henan, al sur de los montes Taihang.


Allí, personas atadas a cuerdas se balanceaban de acantilado en acantilado con la destreza de los mejores acróbatas. Pero no se trataba de un acto circense; nada que ver: estaban construyendo un canal entre los acantilados, cientos de metros sobre el suelo. El objetivo era desviar el agua del río Zhang, localizado a más de 100 kilómetros de distancia, al distrito de Linxian. El proyecto de desvío de aguas del río Zhang al distrito de Linxian devino en el Canal de la Bandera Roja.


Nadie podía haber anticipado lo dura que sería la tarea, cavar un canal principal de 8 metros de ancho y 4,3 metros de profundidad sobre la dura roca arenisca.

Con una cuerda atada a la cintura, volaban entre los acantilados y saltaban los ríos. Apoyándose en los acantilados como lagartijas, insertaban varillas de acero y hacían agujeros para explosiones. Detrás de estos movimientos aparentemente ligeros y fáciles, siempre se enfrentaban a pruebas de vida o muerte.


Ren Yangcheng, el jefe del equipo de seguridad, resultó gravemente herido en cuatro ocasiones, escapando milagrosamente de la muerte.


Abrieron los montes Taihang y atrajeron las aguas del río Zhang. 


Los residentes del distrito de Linxian estaban decididos a redise?ar el paisaje natural. Trabajando entre los imponentes montes Taihang, crearon un "río en el cielo" de 1.500 kilómetros de largo, también conocido como el Canal de la Bandera Roja.


Durante miles de a?os, el sue?o ansioso por el agua de la gente del distrito de Lin, se había hecho realidad finalmente.


El difunto primer ministro Zhou Enlai describió el Canal de la Bandera Roja como una cinta azul entre los montes Taihang. El canal y el puente de Nanjing sobre el río Yangtsé, dijo, fueron dos milagros creados por la Nueva China.


Mientras los residentes del distrito de Linxian construían un canal al sur de los montes Taihang, los habitantes de la aldea de Dazhai, en la provincia de Shanxi, se embarcaban en un esfuerzo por mejorar su sustento al norte de las monta?as.


A lo largo de cinco a?os a partir de 1953, los habitantes de Dazhai construyeron más de 180 presas con una longitud total de 15 kilómetros y construyeron 20 hectáreas de campos escalonados en las laderas de las monta?as.


La economía nacional se estaba desarrollando, sobre la base de la agricultura y con la industria como faro y guía.


"El espíritu del anciano que quiere eliminar las monta?as que bloquean su camino describe la actitud del pueblo chino en aquellos a?os."


A la Nueva China le tomó 20 a?os el establecimiento básico de un sistema industrial y un sistema económico nacional independientes y completos, asentando las bases fundamentales para el desarrollo de la economía moderna del país.

Los países occidentales tardaron 200 a?os en lograrlo.


A principios de la década de 1960, en medio de las nuevas turbulencias que se sucedían a nivel internacional, la situación de algunas naciones vecinas de China era cada vez más crítica. Es el caso de Vietnam, que intensificaba su guerra contra la agresión de Estados Unidos.


La capacidad de la economía china para afrontar un conflicto bélico era una de las principales preocupaciones del Partido y el Gobierno.


En 1964, Mao Zedong lanzó la idea de la creación de los Tres Frentes.


Los tres frentes hacían alusión a las diferentes regiones geográficas del país.


El primer frente lo conformaron las zonas costeras; el segundo, la región central, y el tercero, provincias en el suroeste, y regiones en el noroeste.


En 1964, Mao Zedong expresó: "Mientras el imperialismo siga existiendo, existirá el riesgo de guerra. Nunca sabremos con certeza cuándo pueden iniciar una guerra. Las bases industriales se establecerán en el Tercer Frente y la industria bélica se desarrollará también en el Primer y el Segundo frentes. Con bases industriales y una industria de guerra, podremos dormir tranquilos."


En poco tiempo, a la par que se aceleraban las construcciones en los Tres Frentes, el Comité Central del Partido promulgó la directriz general para el país de estar "orientado a la guerra y listo para la guerra".


En respuesta al plan del Comité Central del PCCh para la construcción de los Tres Frentes, varias universidades e institutos de investigación se trasladaron al oeste del país. En aquel momento, la Universidad Jiaotong ya lo había hecho.


En 1955, el Comité Central del PCCh tomó la decisión de trasladar la sede principal de la Universidad Jiaotong de Shanghai a Xi'an.


Mientras acometían el traslado, una sensación de emoción permeó a los profesores y estudiantes de la universidad, embargados por la idea de que estarían promoviendo la ciencia moderna y desarrollando el noroeste del país.

El 70% de los profesores registrados en la Universidad Jiaotong, se trasladaron a Xi'an.


Tuvieron un alto sentido de responsabilidad y respondieron al llamado del país, dedicando sus esfuerzos al desarrollo del noroeste. Al reubicarse, estaban haciendo grandes sacrificios personales por el bien de la nación, y dando continuidad a la arraigada tradición de trabajo arduo que ha acompa?ado al pueblo chino.


En 2017, varios de los profesores reubicados escribieron una carta a Xi Jinping. En la misiva, describieron su trabajo durante las décadas precedentes.


Para su sorpresa, en diciembre de 2017 recibieron una respuesta del propio Xi Jinping. En su carta, Xi expresó su esperanza en que los profesores y los estudiantes de la Universidad Jiaotong, ahora enclavada en Xi'an, dieran continuidad al espíritu demostrado en los a?os de la reubicación y dedicaran su sabiduría y esfuerzos al desarrollo no solo del oeste, sino de toda la nación.


Esta carta de Xi Jinping mostrando su apoyo caló hondo en los corazones de los profesores.


De todos los proyectos de construcción de los Tres Frentes, en el que Mao Zedong hizo más hincapié fue en la Planta de Hierro y Acero de Panzhihua. Enfatizó que debía desarrollarse rápidamente, pero sin que la premura afectara el resultado final de la obra. "No podré conciliar el sue?o hasta que se establezca la base Panzhihua", dijo.


Así lucía Panzhihua en mayo de 1964.


El sonido de las perforaciones y las voladuras resonaba a través de colinas desiertas que habían estado en silencio durante milenios.


Decenas de miles de personas acudieron al sitio, junto al río Jinsha.


No había ninguna ciudad cerca, ni ferrocarril; el clima era inclemente y había una gran escasez de artículos y materias primas. Esta situación hizo muy difícil la construcción de una base industrial de hierro y acero a gran escala.

La comida se cocinaba en ollas apoyadas sobre piedras y los trabajadores vivían en tiendas de campa?a erigidas en las monta?as.


Acampaban entre la naturaleza y comían hierbas silvestres. 


Así era la vida por aquellos días.


En cinco a?os, cientos de miles de personas convirtieron aquel lugar desolado en una auténtica empresa de hierro y acero que ganó fama mundial.


El 1 de julio de 1970, la Planta de Hierro y Acero de Panzhihua comenzó las labores de producción.


Todo el país quedó maravillado al ver la producción del metal fundido.


Ese mismo día, el ferrocarril de Chengdu a Kunming comenzó a prestar servicios.


El ferrocarril cuenta con una longitud de 1.096 kilómetros. Atraviesa terrenos difíciles y un complejo entorno geológico.


Expertos de otros países habían afirmado que las condiciones de esta zona "imposibilitaban la construcción ferroviaria".  


Sin embargo, nada puede frenar la pasión y la determinación del pueblo chino para impulsar el progreso en su patria.


Los equipos de construcción dejaron sudor y sangre en la construcción de este extraordinario ferrocarril.


En el curso de las labores de construcción del ferrocarril de 1.096 kilómetros de largo, perdieron la vida más de 2.100 personas. Cada metro del raíl está anegado en el sudor y el sacrificio de estos mártires.


La construcción de los Tres Frentes no solo acabó con el atraso en vastas regiones del oeste de China, sino que también transformó exitosamente la estructura industrial a nivel nacional. 


Los a?os de pasión ardiente serán recordados por la heroicidad de muchos.


Lei Feng fue un soldado raso del Ejército Popular de Liberación que murió en el cumplimiento de su deber. Se dejó el corazón en el servicio al pueblo y por eso se convirtió en un modelo nacional.


Jiao Yulu, a pesar de un cáncer de hígado, asumió el liderazgo en la lucha contra el atraso económico en áreas rurales con condiciones naturales poco favorables. Fue reconocido como un "modelo de cuadro del Partido".


Las contribuciones del pueblo y las haza?as de los héroes se han transmitido hasta hoy en día, inspirando a los descendientes de generación en generación.


La pasión de un pueblo dedicado a la construcción del socialismo no tenía precedentes. Se fundó en el espíritu de Daqing, el espíritu de las "Dos Bombas, un Satélite" y el espíritu de reubicación hacia el oeste. Todas estas iniciativas contribuyeron a enriquecer la historia de tradición revolucionaria de China.


?Marcha hacia la ciencia moderna!


Ese fue el importante eslogan que impulsó la construcción de la Nueva China.

En 1960, Yuan Longping, profesor de un colegio agrícola en la provincia de Hunan, comenzó a hacer investigaciones sobre el arroz híbrido. El rendimiento medio por hectárea de arroz en ese momento era de poco más de 1.500 kilogramos. La escasez de alimentos era un problema grave.


Después de una década de ingentes esfuerzos, en 1975, Yuan logró aumentar el rendimiento promedio por hectárea de arroz hasta 4.500 kilogramos.


Hoy en día, el rendimiento por hectárea de la tercera generación del llamado arroz súper híbrido es de alrededor de 15.000 kilogramos.


El 17 de septiembre de 1965, China creó la primera proteína sintética del mundo: la insulina bovina cristalina.


Tu Youyou fue galardonada con el Premio Nóbel de Fisiología o Medicina en 2015 por su descubrimiento de la artemisinina, un nuevo medicamento para curar la malaria.


Tu Youyou comenzó su investigación el 23 de mayo de 1967.


Cinco a?os más tarde, el equipo de Tu Youyou, junto con otras instituciones, desarrolló la artemisinina, que ha contribuido a salvar millones de vidas.


Este supuso un progreso significativo para el bienestar de la humanidad.


La salud física y mental no es únicamente una preocupación del individuo para su desarrollo integral; también es una misión del gobierno.


China solía ser uno de los países más severamente afectados por la esquistosomiasis. Diez millones de personas en la cuenca del río Yangtsé sufrieron de este mal, que se propagó a lo largo de 11 provincias, regiones autónomas y ciudades al sur de este río. Más de cien millones de personas corrían el riesgo de contraerlo.


El 17 de febrero de 1956, en una importante Conferencia del Estado, Mao Zedong exigió que se agotaran todos los esfuerzos posibles para erradicar la esquistosomiasis.


En junio de 1957, se publicó un informe sobre la erradicación de la esquistosomiasis en el distrito de Yujiang, en la provincia de Jiangxi. Mao leyó el informe y escribió dos poemas, titulados Adiós al Dios de las Plagas:

La brisa sopla las varitas de sauce, en esta tierra son todos santos como Shun y Yao.


La lluvia de flores se arremolina acompa?ando nuestro ánimo, las monta?as verdes se convierten en puentes.


Los azadones aran las Cinco Cordilleras; los brazos sacuden la tierra alrededor de los Tres Ríos.


Preguntamos al Dios de las Plagas: "?A dónde se dirige?"


Le despedimos las velas ardiendo.


En 1965, Mao Zedong pidió que los servicios médicos y de salud se concentraran en las zonas rurales del país.


Surgió entonces la iniciativa "Médicos descalzos".

Sobre la base de su nuevo sistema económico y social, la Nueva China estableció un sistema médico y sanitario sin parangón. A pesar de su bajo nivel de desarrollo económico, sus limitados recursos y la alta demanda de recursos imponía la industrialización, el país logró la cobertura universal de los servicios médicos básicos.


A la par de su éxito en la construcción y el desarrollo de la nación, la República Popular China también archivó grandes avances en sus relaciones exteriores. En la década de 1950, China elevó su rol internacional proponiendo los Cinco Principios de Coexistencia Pacífica y asistiendo a las Conferencias de Ginebra y Bandung. En la década de 1960, China desempe?ó un importante papel en el escenario mundial en la lucha contra las aspiraciones hegemónicas de algunas naciones y mejoró su entorno internacional, desarrollando activamente sus vínculos de amistad con muchos países de Asia, ?frica y América Latina.


El hombre que aparece riendo en la fotografía es Qiao Guanhua, jefe de la delegación china que asistió a la vigésimo sexta Asamblea General de la Organización de las Naciones Unidas.


Su risa sincera provoca una sensación de confianza y satisfacción. 


A través de esfuerzos incansables y con el apoyo de numerosos países del Tercer Mundo en octubre de 1971, la vigésimo sexta Asamblea General de las Naciones Unidas restauró el esca?o y los derechos legítimos de la República Popular China.


Mao Zedong, en una muestra de gratitud, afirmó que se logró con el apoyo de los "hermanos africanos" de China.


A principios de la década de 1970, Mao Zedong propuso la Teoría de los Tres Mundos, una línea de pensamiento y acción que perseguía contribuir a la resistencia contra prácticas hegemónicas y el mantenimiento de la paz mundial.


El 21 de febrero de 1972, el entonces presidente estadounidense Richard Nixon llegó a Beijing.


El apretón de manos de los líderes de China y Estados Unidos fue ampliamente divulgado por todo el mundo.


Mao y Nixon se reunieron ese día en horas de la tarde.

Ese hombre que tomó la decisión estratégica de dirigir ese gran acontecimiento que cambiaría la estructura mundial, le expresó a Nixon, sonriendo: "Conversemos principalmente sobre las cuestiones filosóficas, y los problemas específicos, dejemos que los resuelvan los demás."


Seis días después, China y Estados Unidos firmaron el "Comunicado Conjunto". La normalización de las relaciones entre los dos países comenzó a dar sus primeros pasos.


A principios de la década de 1970, las relaciones diplomáticas de China comenzaron a florecer.


Más de 40 países, entre ellos Italia y la República Federal de Alemania, restauraron o establecieron relaciones diplomáticas con China.


Los bloqueos impuestos a China por los países occidentales durante más de dos décadas llegaron a su fin. Un nuevo entorno diplomático comenzaba a fraguarse.


A finales de 1976, China había establecido relaciones diplomáticas con 110 países.


El país estaba desempe?ando un papel más activo y preponderante en los asuntos internacionales. Se estaba convirtiendo en una fuerza importante en la defensa de la justicia y la paz mundial; China ya no podía ser ignorada.


En 1963, Mao Zedong escribió un poema titulado "Manjianghong":


Muchas de las haza?as deben obrarse con la mayor premura. 


La tierra gira alrededor del sol, el tiempo no aguarda por ningún hombre. 


Diez mil a?os de atraso se hacen eternos.


?Subyuguemos al futuro!


En los grandiosos a?os de pasión ardiente, 10.000 a?os eran demasiado largos, y la Nueva China debía esforzarse mucho y luchar a cada minuto.

感谢关注西班牙语频道

编辑:多多


责任编辑:张梓涵